Informacón de contenido:

Tipos de cobertura en los warrants

Broker FOREX

Pueden ser de dos clases: Cobertura Estática o a vencimiento y dinámica o temporal.

Cobertura Estática o a vencimiento: Consiste en la compra de warrants put, con la finalidad de eliminar los riesgos a la baja, del mercado del activo subyacente hasta la fecha de su vencimiento (en el caso, de que el riesgo sea a la baja, la compra sería de warrants call); así de esta forma, cuando llegue la fecha en que se venza el warrant, el ejercicio del mismo, dará un resultado, que permitirá paliar, en este caso, la pérdida de la cartera.

Esta especie de compensación, llegará a ser completa si la cobertura es total; esto, si el precio de ejercicio escogido es igual o perecido al nivel que se compró la cartera.

Copiar expertos en criptomonedas

Una vez que ocurre el vencimiento, el inversor que ha tomado la opción de una cobertura total, recibe por el ejercicio del warrant put lo mismo que pierde en la cartera; pero debe tener en cuenta el costo de cobertura. Esta cobertura, solo es válida o efectiva para aquel inversor que decide esperar al vencimiento del warrant, esto se debe, a que el precio de venta del warrant en la bolsa, normalmente es más elevado, que el precio que tendría al ejercer ese mismo warrant.

En otro escenario, si se plantea una cobertura, en la cual el precio de ejercicio del warrant put es superior al precio de adquisición de las acciones de la cartera, entonces quiere decir, que la cobertura contratada es una sobre cobertura. Y en el caso, que el precio de ejercicio del warrant put este por debajo del precio de adquisición de la cartera, la cobertura estará a partir del nivel de strike escogido y solo a partir de ese nivel, compensaremos la probable pérdida de valor de la cartera, a lo que se le llama una infracobertura.

Copiar expertos en criptomonedas

Para llevar a cabo este tipo de cobertura, lo más importante es calcular el número de warrants que se debe adquirir para blindar la cartera determinada.

No. de warrants necesarios = No. de acciones a cubrir / Ratio del warrant put

Así, si el mercado cae, se pueden limitar las pérdidas de la inversión, a la prima pagada por la adquisición de los warrants put, realizando nuestra cobertura (No. de Warrants x prima de los warrants); de esta forma, como ya hemos dicho, la pérdida en las acciones quedará compensada con el aumento de valor de la cartera de warrants put.

Cobertura Temporal o dinámica: Tiene la función de intervenir, cuando las acciones bajan un 1%  para que los warrants suban un 1%. No se trata de replicar la cantidad del subyacente, sino se trata de una oscilación y en ello es importante, ver el Delta del Warrant (se debe revisar la posibilidad de que ese warrant tenga valor a vencimiento.

Esta cobertura es más exacta, que la estática o a vencimiento, pero también, es más costosa; aunque consideramos que siempre valdrá la pena, si de esta forma, compensamos las pérdidas, que puedan sufrir las inversiones. En este caso, el inversor compra los warrants con el objeto de venderlos en la bolsa (de esta forma obtiene tanto su valor intrínseco, como su valor temporal) y no de ejercerlos como en el caso anterior. ¿Cuántos warrants necesito adquirir en este caso?

No. de warrants necesarios = No. de acciones a cubrir / (Ratio del warrant put x Delta)

La Delta indica, cuanto sería la variación del precio del warrant por cada euro que aumenta el subyacente, lo que lo hace, una herramienta muy útil para determinar cuántos warrants necesitamos para tener la cobertura. Si los warrants tienen una Delta de –X% (Esto significa que tiene signo negativo, porque se trata de warrants put), por cada euro que aumenta la cotización del subyacente, el warrant  perderá 1/X euros y al contrario, por cada euro que disminuya la cotización del subyacente, la cotización del warrant aumentará 1/X euros.

El Delta es dinámico, varía constantemente, en función de las probabilidades de que el warrant tenga valor a vencimiento (que su valor intrínseco sea positivo a su vencimiento), por lo que debemos ajustar la cartera de warrants, según se vaya desenvolviendo; si es el caso, que la Delta aumenta, el inversor tendría que vender parte de sus warrants put y si disminuye la Delta, entonces, hay que comprarlos.

  1. La obtención de liquidez: Esta finalidad, se refiere al hecho de comprar warrants para obtener liquidez, conservando en exposición al activo subyacente.

Mediante la inversión directa en el subyacente, produce una inmovilización de una buena parte del capital disponible para invertir. Para mantener la exposición de la cartera a un activo, y al mismo tiempo conseguir liquidez, el inversor puede vender la misma cartera y adquirir los warrants call sobre el activo subyacente en una cantidad que permita que se conserve la misma exposición o riesgo sobre el subyacente. De esta forma, además de liquidez, se logra proteger la cartera al limitar el riesgo de posibles pérdidas a la prima invertida.

Por ejemplo: Tenemos una cartera con mil acciones de “X”, la cual, tiene un comportamiento parecido a 2.000 warrants call sobre “X”, con un strike de 14,00 euros, Ratio de 0,50 y prima de 0,20 euros / Warrants.

El inversor puede vender la cartera de acciones al precio de mercado de 13,45 euros y adquirir  los 2.000 warrants call con strike aproximado al precio de mercado; obteniendo a la misma vez una liquidez de 13.050 euros:

1.000 acciones x 13,45 euros/acciones – 2.000 warrants x 0,20 euros/warrant = 13.050 euros.

Conforme a esta operación, la pérdida máxima de la cartera está limitada al monto de la prima desembolsada al adquirir los warrants.