✔Forma segura de batir a la ruleta💰

Casino en Vivo

5€/$
Casino Live ruleta, blackjack, baccarat
Muy buenos gráficos
Retiros de ganancias el mismo día

Slots 3D - Giros Gratis

10€/$
SLOTS 3D
100 Giros Gratis con tu Registro
 

Las apuestas pueden dar mucho dinero si tienes suerte. Pero la regla general es que el casino siempre va a ganar ya que las probabilidades están a su favor, no importa si el juego es poker, blackjack o cualquier otro.

Por lo tanto batir las probabilidades ilegalmente es una forma de tener suerte. No es de extrañar encontrar personas individuales que se atreven a realizar cualquier truco para hacer trampas en los juegos en vez de apostar en ellos. En el juego de la ruleta muchas personas opinan que es casi imposible desarrollar trampas o batirla.

Live Casino ruleta y blackjack

Lo cierto es que existen varios métodos fiables que permiten a cualquier jugador salir impune de este riesgo, siempre que no existan grabaciones ya que ese es el punto débil de cualquier estrategia, la alta tecnología puede hacer salir sin nada de dinero si eres detectado.

La alta tecnología, para hacer cálculos de ruleta

Giros gratis tragamonedas casino

Lo primero que debes saber es que si pruebas la alta tecnología para intentar de ganar a la ruleta, es detectada con menor rapidez tanto para el crupier del casino como para las cámaras de seguridad. Tienes que tener unos conocimientos básicos científicos para poder aplicar el método con éxito.

En varios medios de comunicación como la prensa y la televisión se comento que varias personas de un casino de Londres habían conseguido ganar grandes cantidades de dinero en solamente dos días. Todo parece señalar que utilizaban teléfonos móviles para manipular la rueda y hacer que tuvieran rachas ganadores, esto lo consiguieron ya que estos teléfonos disponían de varios láseres para medir la velocidad de la bola a la hora de girar la ruleta, con esta tecnología conseguían saber la probabilidad de donde caería la bola, como el crupier acaba la apuesta cuando la bola ha caído en el número ganador, les daba tiempo con el dispositivo láser a que calculara el próximo giro. En la historia de la ruleta se dice que un físico llamado Norman Packard había intentado de realizar un método parecido a principios de los años 80, en que utilizo un dispositivo de ordenador que estaba oculto bajo varios botones.

Otra forma de batir a la ruleta la protagonizaron un grupo de estudiantes que desarrollaron dos ecuaciones individuales, una referente a la bola y la otra para la velocidad de la ruleta. Si en esta ecuación se hubiera tenido en cuenta únicamente la velocidad de la bola no hubiera sido suficiente para poder calcular con exactitud en donde aterrizaría la bola. Otros factores que se tuvieron en cuenta fueron la textura de la superficie total en la rueda y el tamaño de la bola. En una entrevista realizada ha Packard, comento que con un ordenador o dispositivo móvil teniendo estos datos, cualquier persona podría calcular con exactitud el resultado de la bola al aterrizar, también comento que se podría realizar con un cronómetro en que sería un poco mas complicado. El jugador que pueda predecir con exactitud la casilla ganadora, sin duda puede obtener unos beneficios muy altos, recuerda que los pagos en la ruleta a un solo número se pagan 35:1. Por este motivo todos los casinos físicos del mundo han prohibido cualquier aparato tecnológico. Si consigues entrar algún dispositivo tecnológico sin ser detectado, ten presente que no es normal que tengas rachas ganadoras que parezcan inacabables, así que modera te con las ganancias y trata de disimular tu forma de jugar.

Contra menos tecnología tengas, mas sencillo será el acceso para manipular la ruleta

Unos profesionales de la ruleta, quisieron demostrar en el pasado el arte que tiene apostar posteriormente en cualquier tipo de ruleta. Esto consiste en realizar una apuesta cuando el crupier ha especificado claramente que no es posible realizar mas apuestas. Este engaño es ideal para los casinos modestos, consiste en formar un grupo de varias personas y que una de ellas haga una distracción, por ejemplo intentar de realizar una apuesta cuando el crupier ha especificado que no es posible, mientras tanto la otra persona coge sus fichas y las apuesta en el número o color ganador, si no eres detectado la apuesta contabiliza como valida.

El método mas popular para engañar al crupier es coger las fichas y cambiar la apuesta cuando la bola aterrizo. Esto se consigue causando una distracción al crupier con dinero metálico. Supongamos que la bola ya ha aterrizado en el número 3 pero la ficha tuya estaba situada en el número 2. En este caso debe inclinarse en posición delantera con dinero en tu mano y solicitar que te lo cambien por fichas, mientras el crupier se distrae con la otra mano modificas la ficha en la apuesta que cayo la bola. Se que parece sencillo el truco, pero cualquier jugador que pretenda engañar al casino por el medio que sea, les parecerá una buena alternativa.

Cómo funcionan las apuestas en las mesas de la ruleta

Ya sea tarde o temprano el crupier puede rechazar tu apuesta. En el momento que el jugador se inclina con su mano de fichas para colocar una simulación de la apuesta que le interese, debes coger tus otras fichas que tenias ocultas con la otra mano que tienes libre, cuando tu compañero acabe la acción con el crupier debes coger las fichas de tu compañero de equipo y modificar la apuesta en la casilla correspondiente de esta forma ganara la apuesta. El trabajo en equipo es ideal para crear distracciones y manipular las fichas en juego.

Te explico otra distracción, pregunta al crupier si puedes apostar en un número determinado, cómo el crupier no estará de buen humor debido a su trabajo, no te autorizara la apuesta y te pedirá que retires las fichas que has puesto en la casilla. En este proceso de simulación debes dejar tus fichas en el número que cayo la bola, de esa forma tu compañero de equipo habrá ganado la apuesta.

Estos enfoques que he querido explicarte no son avanzados para timar a la ruleta, pero pueden funcionar en algunas ocasiones determinadas.